Diario El Independiente :: Edicin Digital
63 Aos
El Independiente Digital
63 Aos

23/01/23

Navidad en los Cerros con unas siete mil personas de más adentro del predio

CHILECITO (De nuestra agencia) Sin lugar a dudas el festival de Navidad en Los Cerros fue un éxito en cuanto a los artistas lo que dejó a muchos contentos por las actuaciones sobre todo de Soledad Pastorutti y Ulises Bueno. La contracara de eso fue la organización que aún resuenan en las calles de la ciudad y sobre todo en las redes sociales. Según el comisario Marcelo Desimone la noche del sábado hubo alrededor de 20 mil personas.



El espectáculo que comenzó con la escenificación del nacimiento y luego la crucifixión de Jesús de Nazaret comenzó a las 22 ya para esa hora el predio del club Atlético Chilecito estaba colmado, sin embargo, en la boletería se seguía vendiendo entradas, la fila para comprarlas llegaba como a cuatro cuadras del club. Ya para las 23, la gente que se agolpaba en el portón de entrada con el ticket que había adquirido minutos antes y otros que ya venían con la entrada que ya las habían comprado con anticipación ya no podían entrar.  Esto generó un gran malestar y un desconcierto entre las personas que deseaban ver la escenificación y otros que prefirieron ver solo el show de la “Sole” y Ulises Bueno.

Hubo empujones y avalanchas que el personal de seguridad a cargo de la policía local no pudo controlar por momentos, por ese motivo hubo algunas personas que quedaron golpeadas tras el amontonamiento. Según el vocero policial Comisario Marcelo Desimone para este evento “se requirió la convocatoria de 100 efectivos, entre ellos hubo que recurrir a personas que se encontraban de licencia por sus vacaciones para poder respuesta a este evento”.

En cuanto a cómo se acomodó la gente que ya pasada las doce de la noche rondaba entre las 20 mil personas para un predio que por lo visto es mucho menos que eso, fue toda una odisea, mucha gente que ocupaba cada rincón, gente sentada en el suelo ocupando los pasillos que siempre se dejan para transitar cuando se necesita ir al baño, (que no llegaban a 20 baños químicos) o ir a comprar algo en el buffet,   o bien para dar paso al personal médico para poder asistir a una persona que sufrió una convulsión, esa persona debió estar varios minutos sin asistencia médica porque el equipo médico no podía llegarse al lugar donde se encontraba, tuvo que intervenir personal de bomberos voluntarios para socorrer a la persona,  entre seis  lo levantaron y pasaron por entre la multitud. Si llegar a asistir a esa persona fue un desafío salir también lo fue.

Por lo ya expuesto sin lugar a dudas el evento le quedó muy grande para la organización a cargo del Municipio de la ciudad, que se encontró con tamaña convocatoria, luego de dos años sin realización debido a la Pandemia que atravesamos, y un año que fue a comienzos de la gestión de Rodrigo Brizuela y Doria donde no hubo artistas de renombres por decisión en ese entonces, de la Intendencia. Esta vez como ya se había dicho en anteriores años y por eso hubo mucho descontento de los ciudadanos, Chilecito necesitaba tener un gran evento como el que recibió, pero no con una organización no “sobre le pucho”, sino más bien planificada con mucha antelación. Poner en agenda este tipo de eventos en la gestión Municipal es importante porque forma parte del acervo cultural del Departamento, porque es una tradición desde hace ya 50 años y aún al parecer no estamos preparado. Por suerte para tamaña cantidad de público en un predio que donde no alberga los 20 mil, no paso a mayores problemas, algunos cibernautas lo catalogaron como un “Cromañón en potencia”.

En cuanto a la devolución del dinero para aquellas personas que habían adquirido el ticket días previos al festival y otras que compraron unas horas antes del evento, desde Prensa Municipal informaron que “se está resolviendo el modo de entrega del dinero.

Bien lo defina la organización, se les avisará a los medios para que den difusión”.